Le pasó a un ambientalista que lo cuenta y muestra todo en este video.

Durante un vuelo sobre Cabo Frío, cerca de Río de Janeiro, en Brasil, al ambientalista Ernesto Galiotto se le escapó de las manos el celular, que voló por la ventana y filmó toda la caída.

Al otro día, 12 horas después, gracias al servicio de GPS del aparato,  lo encontró en una playa y no sólo estaba sano sino que contenía la grabación de toda la caída.

Galiotto editó un video en el cuenta y muestra todo lo que pasó. Mirá: