Desde primera hora de este jueves, y con la obra hidráulica finalizada, la Municipalidad de Córdoba procedió al retiro paulatino de tapones instalados para secar la cañería deteriorada y realizar su reemplazo y reparación. La estructura de la red cloacal respondió positivamente al cause de líquidos, por lo que desde las 18.45 de hoy se restableció el funcionamiento del servicio en los barrios Villa Páez y Alberdi.

Con el encausamiento por el ducto reparado y la finalización de los desbordes en Páez Molina y La Tablada, las cuadrillas se encuentran retirando la estructura del piletón y paredes que dirigían los líquidos hacia el río.

Con estas tareas, la Municipalidad informó que da por finalizada la primera etapa de los trabajos denominada “de emergencia”, tendiente a solucionar la problemática urgente en materia sanitaria y ambiental de los vecinos de ambos barrios.

Desde mañana, se iniciará la fase “de contingencia” destinada a reemplazar la totalidad de la traza que se dirige por calle Igualdad, ya que el segmento presenta una infraestructura frágil a la altura del chapón instalado a modo de reparación en el año 2016, cuando un camión con 27 toneladas de arena se hundió por la pérdida de líquidos y el consecuente derrumbamiento del pavimento.

La empresa destinada a la reparación custodiará permanentemente la condición de la red en este sector.

Finalizadas las tareas, se procederá a una tercera etapa de “solución final”, con la construcción de un nuevo aliviador que encausará los líquidos que provienen de Valle Escondido, con destino al mismo Colector, dejando la cañería de 700mm a la altura de Villa Páez y Alberdi exclusivamente para la descarga de las conexiones domiciliarias de los vecinos del sector.