La casa que “el diez” le compró a sus padres había salido a subasta a fines del año pasado con un precio base de 900.000 dólares, pero no hubo interesados.

La inmobiliaria encargada de comercializar el inmueble del barrio porteño de Villa Devoto confirmó este viernes a Agencia Télam que quieren demoler la propiedad para construir un edificio.

Desde la firma Adrián Mercado, encargada de comercializar el inmueble, confirmaron a Télam que la idea es demoler la propiedad para desarrollar un emprendimiento inmobiliario pero que aún “la jueza a cargo no aprobó la venta” y se espera que “en las próximas semanas o meses esto se confirmará”.

El chalet que “el diez” le compró a sus padres Don Diego y Doña Tota, luego de su pase de Argentinos Junior a Boca, y que fue su casa durante años, había salido a subasta a fines del año pasado con un precio base de 900.000 dólares; pero no hubo interesados.

Según estimaciones de la firma, “el terreno, vacío (1.350 metros cuadrados) cuesta más que con la casa: 1,3 millones de dólares”.

Asimismo, señalaron que, en ese lugar se podría hacer un edificio de no más de tres pisos, o cuatro con un retiro tipo balcón terraza al frente y que se pueden construir hasta 2.100 metros cuadrados de obra y 1.500 vendibles.