Los usuarios de la ANSES pueden acceder a la prestación básica universal que incluye descuentos en las tarifas de servicios, como internet.

La Prestación Básica Universal Obligatoria entró en vigencia a partir del 1 de enero y está relacionada con las tarifas de servicios. Entre las personas que pueden acceder a un descuento están los hijos y los beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo y/o embarazo como así también los jubilados que reciben prestaciones del ANSES.

La PBU es una tarifa especial para los servicios de telefonía móvil o fija, para la televisión por cable y para internet. Los beneficiarios deberán realizar un trámite de manera online en la página web de Enacom.

Se tiene que descargar un formulario que luego presentarán en las prestadoras de servicio. Entre los datos a completar, además del nombre y apellido, deberán confirmar su domicilio, CUIT o CUIL y  razón o denominación social, en caso que corresponda.

Además de las personas físicas esta tarifa está destinada a entidades de bien público, a las asociaciones de bomberos voluntarios y a los clubes de barrio. El beneficio fue publicado en el Boletín Oficial y entró en vigencia a partir de este 13 de enero.

Los descuentos en las tarifas varían según el servicio. El ahorro en la televisión por cable puede ser entre el 20 y el 30 por ciento y en el caso del servicio de internet el usuario puede elegir cuánto pagar según la velocidad y la tarifa es de 600 a 700 pesos mensuales.