El Ministro de Educación de la Nación contó a Suquía que, la vuelta a clases presenciales con protocolo, estará directamente ligada a la realidad epidemiológica de cada distrito provincial.

Cada vez es más preocupante la incertidumbre ante la falta definiciones sobre la vuelta a clases presenciales en Córdoba. Mientras la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y Mendoza comienzan a revincular, de manera paulatina y con distintos formatos, a los alumnos con los colegios, Córdoba todavía no prevé el retorno de la actividad escolar.

Nicolás Trotta, ministro de Educación de la Nación, dijo en diálogo con Buen Día Suquía, que la vuelta a clases presenciales en Córdoba depende de la realidad epidemiológica de cada distrito. “Toda la región centro está en una situación de mucha complejidad, pero la decisión final es de cada gobernador”, expresó el Ministro.

 

 

Trotta advirtió que, pese a la falta de presencialidad, en el 90% de los hogares se ha producido una continuidad educativa y pedagógica. “Venimos trabajando desde el inicio de la pandemia en fortalecer el vínculo pedagógico, y lo hemos logrado en gran medida”, contó el Ministro.

 

 

No obstante, Nicolás Trotta expresó que, a causa de la pandemia, no se lograron cumplir los aprendizajes planificados para este año por lo que quedarán pendientes para el 2021. “No es la escuela que deseamos, es la escuela que nos impone la pandemia”, expresó y agregó: “El aprendizaje ha sido distinto, por eso hemos sido claros en que no va a haber una promoción automática”.

 

 

Cabe destacar que el panorama de Córdoba es incierto aún. Padres Organizados Córdoba reclamó ayer la vuelta a clases en las aulas. La movilización se realizó en horas de la tarde en la zona céntrica de la ciudad, y pidieron que se declare la emergencia educativa.

-
-
-