Malvinas Argentinas se convirtió en el primer municipio de Córdoba en votar una ordenanza que genera cupos laborales para víctimas de trata y explotación laboral en el ámbito público y privado.

La norma establece también un sistema de becas y tiempo de capacitación laboral para alcanzar la idoneidad requerida para esos puestos de trabajo, indicó la Jefatura de Gabinete de Ministros.

De esta manera, se prevé la promoción social y gubernamental de los derechos humanos vulnerados a las víctimas de trata y explotación de personas. La normativa establece un sistema de incentivos para que empresas privadas ocupen a víctimas de trata y explotación de personas radicadas en Malvinas Argentinas.

En el ámbito público, establece la reserva del 1% de puestos laborales para ser ocupados por víctimas rescatadas que sean idóneas para el cargo vacante.

Malvinas Argentinas se suma a otros 14 municipios; San Miguel de Tucumán; San Luis del Palmar, Virasoro y Santa Lucía (Corrientes); Rawson (Chubut); Machagai (Chaco), Arauco y Chilecito (La Rioja); Mosconi e Hipólito Yrigoyen (Salta); Gobernador Gálvez (Santa Fe); Formosa Capital; y Pichanal y Colonia Santa Rosa (Salta).

En este caso la presidente del Concejo Deliberante, Vanesa Sartori, presentó la ordenanza consensuada con el delegado del Comité Ejecutivo en Córdoba, Sergio Augusto Navarro, y con la revisión del delegado de la Región Centro del Comité Ejecutivo, Nicolás del Mastro.

Firmaron la normativa los concejales Pablo Basualdo, Martha Castro y Ana Mabel Altamirano y contó con el respaldo del intendente Gaston Mazzalay.