El municipio había autorizado la apertura de ciertos comercios, con las mismas restricciones que los negocios del resto de la ciudad.

Las restricciones impuestas en el marco de la segunda ola de contagios y la crisis sanitaria en la provincia de Córdoba, prohíben la apertura de shoppings y galerías comerciales, una medida que ha sido cuestionada por varios sectores que argumentan “no encontrarle demasiada lógica”.

Sin embargo, este miércoles el Villa Allende Shopping decidió reabrir sus puertas al público, algo que ya había realizado en abrir en 2020, en plena cuarentena. Los directivos y comerciantes aseguraban que habían recibido autorización por parte del municipio y que se cumplían los protocolos de prevención al coronavirus.

Desde la Municipalidad habló Nicolás García, secretario de Gobierno, quien indicó que no autorizaron la apertura del VAS, sino que, a pedido de los propietarios, permitieron a los comercios no esenciales a trabajar de la misma forma que el resto de los negocios de la ciudad, hasta las 19. Pero que debían permanecer cerrados el cine, el gimnasio y el patio de comidas.

Además, manifestó que en el predio hay una pinturería, una farmacia y un centro de consultorios médicos, que son considerados esenciales.

Sin embargo, a media mañana llegó un llamado desde el Gobierno provincial que intimaba al municipio a a cerrar el shopping.