Desde la Federación de Bioquímicos aseguran que las pruebas no pueden ser realizadas fuera del laboratorio.

La segunda ola es un hecho y los engaños comienzan a surgir nuevamente, incluso cuando está en juego la salud.

Esta vez se trata de publicidades, a través de internet, que aseguran que hubo denuncias concretas en farmacias respecto a la venta directa al público de test para conocer si se está contagiado de Covid-19 o no.

Desde la Federación de Bioquímicos de Córdoba señalan que “esta situación es totalmente irregular”.

Su presidente, Carlos Navarro, afirmó que “por resolución 680 dictada el 30 de marzo del 2020, se incorporó a la Ley 15.465 al Covid-19 como enfermedad de denuncia obligatoria y, entre otras cosas, establece que esta denuncia la deben realizar tanto médicos que asisten a la persona con enfermedad como los responsables profesionales bioquímicos de los laboratorios, de gestión estatal y privada”.

Ante esto, queda en evidencia que quien esté comercializando este tipo de test está infringiendo leyes nacionales y podría recibir penas.

“Muchas veces se comercializa la venta de test para detección de anticuerpos. El anticuerpo no es una prueba diagnóstica, simplemente indica que una persona puede haber estado en contacto con el virus o no. Tampoco tienen una sensibilidad del 100%, es decir, muchos casos podrían dar resultados negativos y confundir a quien puede estar transcurriendo la enfermedad de forma asintomática y asumir actitudes que pongan en riesgo a otras personas. Por lo tanto, se pone muy en peligro la salud pública”, explica de manera detallada a Puntal.

En este escenario, Navarro deja en claro que “el bioquímico es el único que está capacitado para la preparación, toma de muestras, procesamiento y posterior interpretación de los resultados para poder generar el informe que luego el médico recibe para tomar decisiones”.

A todo esto, añade que las pruebas no pueden ser realizadas fuera del ámbito de un laboratorio: “No hay pruebas a nivel de Anmat que hayan aprobado uso diagnóstico en domicilios”.

En este caso, quienes procedieron a actuar ante la denuncia de la Federación de Bioquímicos fueron el Colegio de Ciencias Químicas en conjunto con el Ministerio de Salud de Córdoba.

Hasta el momento, los casos informados corresponden a la ciudad de Córdoba. De todas maneras, se conocen situaciones similares en otras provincias.