La vigilancia de las variantes de SARS-CoV-2 fue realizada sobre un total de 626 muestras de la ciudad de Buenos Aires, la provincia de Buenos Aires, Córdoba y la ciudad de Santa Fe.

La vigilancia de las variantes de SARS-CoV-2 realizada sobre un total de 626 muestras de la ciudad de Buenos Aires, la provincia de Buenos Aires, Córdoba y la ciudad de Santa Fe determinó la presencia de “tres variantes de interés epidemiológico mundial en nuestro país”: la del Reino Unido, la de Manaos y la de Río de Janeiro.

A la vez, no se detectó la combinación de mutaciones características de la variante sudafricana, según el último reporte del Proyecto Argentino Interinstitucional de genómica de SARS-CoV-2 (Proyecto País).

Se detectó la combinación de mutaciones característica de la variante 501Y.V3 (Manaos) en dos muestras, y la de la variante 501Y.V1 (Reino Unido) en una muestra, mientras que también se detectó la mutación S_E484K -característica de la variante P.2 (Río de Janeiro)- en 15 muestras y la mutación S_E484Q en un caso“, se indicó en el resumen.

También se precisó que en uno de los casos que presentó la variante de Manaos tuvo antecedente de viaje a Pipa, Brasil; y el otro habría sido contacto de otro viajero, también procedente de Brasil.

En cambio, el caso de la variante del Reino Unido “habría sido adquirido en la comunidad, estimaron los investigadores.

La mutación S_E484K únicamente en combinación con D614G se detectó en 15 muestras (18,5 %), lo que sugiere que éstas pueden corresponder a casos de infección por la variante P.2 (Río de Janeiro) -en circulación comunitaria en nuestro país- que deberán confirmarse por secuenciación y análisis del genoma completo“, se explicó.