El secretario de Gobierno de la Municipalidad de Córdoba reiteró que el problema del transporte es nacional y que la solución debe ser nacional.

El secretario de Gobierno de la Municipalidad de Córdoba, Miguel Siciliano, reiteró su rechazó a la forma que eligieron los choferes de la UTA para protestar por salarios adeudados porque al movilizarse en forma masiva “pusieron en riesgo el sistema sanitario de la provincia”.

En la noche de este jueves, unos 500 trabajadores se movilizaron desde la sede del gremio hasta el palacio Municipal, actitud por la que una decena de ellos fueron identificados por las cámaras y quedaron imputados por la Unidad Fiscal.

“¿Qué pasa si esas 500 personas provocan un contagio masivo? ¿Con qué respiradores vamos a atender a tantas personas?”, se preguntó Siciliano.

El funcionario municipal dijo en Buen Día Suquía que entiende el derecho de los trabajadores pero que “ellos deben entender el derecho de los demás”.

Siciliano reiteró que el problema del transporte es nacional y que los choferes que ayer se movilizaron no tenían motivos para reclamarle a la Municipalidad una solución. Además, aseguró que ya cobraron el 60 por ciento de los haberes de abril, algo que no pasa con todos los trabajadores.

Para el secretario de Gobierno de la Municipalidad de Córdoba, el sistema de transporte está en crisis como resultado del aislamiento, que redujo la cantidad de pasajeros. Por ese motivo, negó en forma enfática que desde el Estado se pretenda sostener el paro como medio de prevención.

“Tenemos que entender que hay una nueva normalidad y que eso conlleva la necesidad de discutir todo, lo que incluye también al transporte público de pasajeros”, señaló Siciliano.

Miguel Siciliano