El último Boletín Epidemiológico Nacional emitido hoy por el Ministerio de Salud reportó que son cinco las provincias con casos confirmados de viruela del mono en nuestro país y CABA, Buenos Aires, Córdoba, Santa Fe y Mendoza son, hasta el momento, las jurisdicciones con casos confirmados.

De acuerdo al Boletín Epidemiológico, cerrado el 3 de agosto, se reportaron 22 casos en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 8 en la Provincia de Buenos Aires, 5 en Córdoba, 1 en Santa Fe y 1 en Mendoza.

De esta manera, el 59% de los casos reside en CABA, el 21% en la Provincia de Buenos Aires y el 13% en Córdoba.

El Ministerio de Salud detalló que, de los 37 casos confirmados de viruela símica en nuestro país, 26 fueron con antecedentes de viaje previo al inicio de síntomas: 20 provenientes de Europa, 4 de América del Norte y 2 de América del Sur.

De los 11 casos sin antecedentes de viaje, varios refieren contacto sexual con viajeros, personas que desconocen si viajaron o con contactos estrechos con un caso confirmado.

El 100% de los casos confirmados se dieron en hombres, con un promedio de edad de 36 años, con un mínimo de 24 y un máximo de 48 años.

La población más afectada, hasta el momento, está compuesta por hombres que tienen sexo con otros hombres (23 de 37 así lo refirieron), no obstante, es importante recordar que el Ministerio remarcó que la viruela símica “puede afectar a cualquier persona que entre en contacto con una persona enferma de viruela símica, principalmente si tiene contacto físico directo, o con materiales contaminados”.

La ministra de Salud, Carla Vizzotti, indicó que es clave para frenar el contagio de la viruela del mono “evitar el contacto físico con personas diagnosticadas o con lesiones cutáneas de origen desconocido”, así como “consultar en caso de que se presente una en el cuerpo por más mínima que sea”.

El informe también precisó que la mayoría de los casos del brote actual presentaron síntomas leves de la enfermedad, caracterizándose principalmente por la presencia de exantemas vesiculares -erupción en la piel-, en varios casos pocas lesiones en diferentes lugares (genitales, perianales, manos, torso y cara).

Además, agregaron que hasta la fecha no se notificaron casos graves, internaciones ni fallecidos por esta enfermedad.

Otros de los síntomas presentes también fueron linfoadenopatía (ganglios que aumentan de tamaño), fiebre mayor a 38,5 grados, mialgias, cansancio, cefalea y dolor de espalda.