Uno de los hijos de la pareja fue quien llamó a la policía advirtiendo que su padre había asesinado a su madre.

Una mujer de 49 años fue asesinada por su esposo de un balazo en su casa ubicada en la localidad santafesina de Hughes. El femicida se presentó horas después en una comisaría, confesó que la había matado y quedó detenido.

El crimen ocurrió en la madrugada de este miércoles. La víctima fue identificada como María Fernanda Vescovo de 49 años, cuyo cuerpo presentaba heridas de armas de fuego.

Uno de los hijos de la pareja, realizó un llamado telefónico a la Policía donde dijo que su padre había asesinado a su madre.

Al llegar al lugar, la fuerza de seguridad local encontró el cuerpo de la mujer en la cama matrimonial con las heridas.

Los investigadores entrevistaron a los hijos de la pareja, quienes dijeron queel padre, identificado como Gastón Ceferino Barberis (50), les había dicho antes de retirarse en su automóvil, una Chevrolet Meriva, que iba “a entregarse a Melincué”.

Voceros de la investigación indicaron que el hombre efectivamente se presentó en la seccional 1ra de esa localidad en “forma espontánea” y en el vehículo que habían señalado sus hijos, por lo que fue detenido.

En el interior del automóvil los policías secuestraron una escopeta calibre 16 marca Damas Anglais, que sería el arma utilizada en el crimen, y que fue enviada a peritar por orden del fiscal Julián Cochero, que interviene en el caso.

Según las primeras averiguaciones, el femicida habría ido a buscar a su esposa a la casa de una amiga, donde cenaba, luego discutieron y el hombre la mató.