La joven está viva de milagro. Los vecinos se manifestaron para que el hecho no quede impune.

Todo comenzó en la noche del miércoles, cuando la mujer salió de su casa a hacer unas compras. A pocos pasos de su domicilio, observa que hay un hombre en la esquina al acecho, por lo que vuelve a su domicilio y deja el celular, por miedo a ser asaltada.

Minutos más tarde, la mujer vuelve a salir sin percibir nada extraño, hace las compras y en el camino de vuelta a su domicilio es interceptada por un hombre, que la amenaza a punta de navaja, y la lleva ahorcada hasta el descampado ubicado en Duarte Quirós y Cirilo Correa. Ya en el lugar, la mujer es maniatada, golpeada, ahorcada y abusada sexualmente, con extrema violencia. La mujer finge estar muerta para detener el ataque, y cuando el sujeto la deja finalmente pudo pedir ayuda a los vecinos del lugar.

Según testimonio de la hermana de la víctima “esta viva de milagro. Es evidente por el modo de operar, que no es la primera vez que este hombre viola a alguien”. Añadió además que la victima es madre de un niño de un año, y desde el episodio está shock, muy golpeada y con ataques de pánico frecuentes.

Este viernes por la mañana, vecinos de los barrios Teodoro Fels, El Solar, Las Palmas y Quebrada de Las Rosas protestaron en reclamo por “seguridad, iluminación deficiente e ineficiente accionar policial”.