También convocó a utilizar menos combustibles fósiles y le pidió a los jóvenes que lleven una vida digna, sin lujos ni derroches.

Agencia Télam.

El papa Francisco afirmó este lunes que en algunos lugares del mundo “sería conveniente consumir menos carne” para ayudar al medio ambiente, al tiempo que convocó a reducir también el uso de combustibles fósiles.

“Es urgente reducir el consumo no sólo de combustibles fósiles, sino también de muchas cosas superfluas; e igualmente, en ciertas zonas del mundo, sería conveniente consumir menos carne, esto también puede ayudar a salvar el medio ambiente”, planteó el pontífice en un mensaje enviado a una conferencia de jóvenes de la Unión Europea que se desarrolla en Praga hasta el miércoles.

En su mensaje, el Papa destacó a los jóvenes que “mientras las generaciones anteriores hablaban mucho y concluían poco, ustedes, en cambio, son capaces de tomar iniciativas concretas”.

En 2015, el Papa publicó la encíclica Laudato si’, en la que plantea el concepto de “ecología integral” y considerada uno de los escritos más importantes sobre el tema de los últimos años.

“Por eso digo que este momento puede ser el adecuado. Si no consiguen darle la vuelta a esta tendencia autodestructiva, será difícil que otros lo hagan en el futuro”, los convocó.

“No se dejen seducir por las sirenas que proponen una vida de lujo reservada a una pequeña porción del mundo, ojalá que tengan ojos grandes para ver al resto de la humanidad en su conjunto, que no se reduce a la pequeña Europa; que aspiren a una vida digna y sobria, sin lujos ni derroches, para que todos puedan habitar el mundo con dignidad”, pidió Francisco.

El Papa también llamó a los jóvenes europeos a “no dejarse arrastrar por ideologías miopes que quieren mostraros al otro, al que es diferente, como un enemigo”.

“El otro es una riqueza. La experiencia de millones de estudiantes europeos que han participado en el Proyecto Erasmus atestigua que los encuentros entre personas de diferentes pueblos ayudan a abrir los ojos, la mente y el corazón”, planteó al destacar el programa de intercambio estudiantil entre los países miembros del bloque regional.

No se discrimina a nadie, por ningún motivo. Ser solidario con todos, no sólo con los que se parecen a mí, o muestran una imagen de éxito, sino con aquellos que sufren, sin importar su nacionalidad o condición social”, ponderó Jorge Bergoglio en el mensaje dado a conocer por la oficina de Prensa de la Santa Sede.