Fernando Báez fue asesinado por un grupo de jóvenes a la salida del boliche Le Brique.

Para este lunes está prevista la indagatoria a Pablo Ventura, el último detenido de los once jugadores de rugby acusados de asesinar en patota al joven Fernando Báez Sosa a la salida de un boliche en Villa Gesell.

De acuerdo a lo informado por fuentes judiciales, Ventura habría sido señalado por los otros diez jóvenes detenidos y la policía lo detuvo en su domicilio de Zárate luego de que el fiscal de la causa ordenara su detención.

Báez Sosa tenía 18 años y habría sido atacado por un grupo de jóvenes a la salida del boliche Le Brique, donde se había iniciado una disputa aparentemente por una causa menor, ya que la víctima habría arrojado parte de un trago sobre la camisa de uno de sus atacantes por error.