Por el incumplimiento de la cuarentena, inspectores de esa ciudad labraron actas y confiscaron rodados a ciclistas que circulaban por la zona. El intendente de Malagueño apoyó el accionar de los inspectores, pero el Ministro de Seguridad provincial cuestionó la medida.

En un fin de semana con clima cálido, favorable para la práctica deportiva, un grupo de ciclistas quedó a pie este sábado, luego de ser multados y secuestrados sus vehículos. Ocurrió en la localidad de Malagueño, cuando inspectores de esa ciudad confiscaron las bicicletas de un grupo que circulaba por la zona, aduciendo un incumplimiento en las normas de cuarentena.

Además de labrar las actas correspondientes, los inspectores procedieron a quitarles las bicicletas a sus dueños, lo que desató una gran polémica entre testigos y autoridades. Uno de los ciclistas, admitió su equivocación, pero cuestionó el accionar de los servidores públicos, al dejarlos sin su único vehículo de transporte para regresar a su hogar: “Reconocemos, o yo por lo menos, el error, y voy a pagar la multa. Pero, ¿por qué me tienen que sacar la bicicleta? Me dejaron varado a más de 15 kilómetros de mi casa”, relató.

Cecilia, otra ciclista, indicó: “Salimos del ejido de Córdoba capital. Lo que le discutí a la Policía eran los motivos por los que me secuestraban la bicicleta. De hecho, me tuve que pagar un remis porque me tenía que volver a Córdoba caminando”, y agregó: “Le dije al frente de los otros agentes que si a mí me pasaba algo, él se haría responsable. Entiendo que me hagan la multa, pero dejame que vuelva en mi bicicleta”, expresó en diálogo con el diario La Voz.


Los ciclistas, fueron multados por trasladarse sin permiso entre diferentes distritos departamentales. El Centro de Operaciones de Emergencias (COE) de Córdoba, desde junio suspendió las actividades deportivas de ciclismo de montaña y los permisos especiales para deportes y actividades recreativas que precisen de traslados interdepartamentales a raíz del aumento de casos en el territorio cordobés.

Ante el conocimiento de estos secuestros de bicicletas, el ministro de Seguridad de Córdoba, Alfonso Mosquera, opinó: “Desconozco qué jurisdicción o funcionario impartió la orden, pero me parece un despropósito haber retenido las bicicletas de los ciclistas. Está vigente la prohibición del traslado interdepartamental de las personas. Y Malagueño y Capital están en dos departamentos distintos”. Respecto a la quita de vehículos, Mosquera indicó: “No me corresponde atribuir responsabilidades. Ahora, en términos generales considero un despropósito retener las bicicletas de los ciclistas cuando se podía corregir con multa”.

Por su parte, el intendente de Malagueño, Pedro Ciárez, declaró: “Se los invitó en más de una vez a que no regresen y no hay forma, los ciclistas vienen y vienen. Y también los vecinos nos reclaman. La verdad es un tema que para nosotros no debiera estar ni siquiera en discusión”, señaló Ciárez en declaraciones radiales a Mitre. Además agregó: “El domingo en la zona donde circula esta gente hubo un vuelco de un auto, y es por donde circulan estas personas, o sea, son zonas peligrosas. Pasó a las 10 de la mañana, que es el pico de la circulación de ciclistas”.

Cabe destacar que, a causa del operativo, los ciclistas debieron volver en taxi, caminando y algunos hasta “haciendo dedo”, hasta sus lugares de residencia. Algunos venían desde La Calera y otros desde Córdoba Capital.