Música con Todo Omar Bustos

Córdoba cuenta con la primera iglesia con diversidad de género de la Argentina

El Movimiento Reconciliador de la Iglesia Metodista Unida es la primera institución religiosa en nuestro país en reconocer como miembros de su congregación a los integrantes de la comunidad LGBTQIA+.

Mucha agua ha corrido bajo el puente de las iglesias y la comunidad de la diversidad de género en el mundo. Marchas, negaciones, pintadas, discriminación, reclamos, frases desafortunadas, insultos, violencia y hasta muchas veces muertes. Es una historia llena de malos recuerdos que pareciera no tener fin. 

Sin embargo, en plena Ciudad de Córdoba, a la que muchos han tildado de conservadora, parece haber comenzado la revolución. Resulta que una mujer, Noemí Farré, ahora convertida en pastora, decidió que era hora de que las instituciones dejaran de ponerle límites a la fe de los hombres y mujeres, porque para su Dios no había acepciones ni diferencias.

Fue así como buscó un espacio, en pleno centro de la ciudad y a metros de otras iglesias, en el que levantó la primera iglesia con diversidad de género del país: el Movimiento Reconciliador de la Iglesia Metodista Unida. Este templo inclusivo no  cuestiona las elecciones sexuales de sus feligreses, solo les ayuda a encontrar su fe. Hablan lenguaje inclusivo, apoyan la despenalización del aborto y viven sus creencias a flor de piel.

El pasado domingo, cuando la comunidad se congregó por primera vez, la insignia del movimiento LGBTQIA+ adornaba la puerta de ingreso. Un cachetazo a la norma. Inscriptos en el Registro Nacional de Cultos, los fieles creen que la salvación llegará a través de la gracia divina, independientemente de su raza, sexo, género, identidad de género u orientación sexual.

Comentarios
Menu
Música con Todo Omar Bustos