A partir de ahora, los visitantes pueden estar sin ropa pero con tapabocas.

Alrededor de 800 personas participaron en una fiesta nudista en el hotel Cap d’Agde, un complejo ubicado en la costa francesa del Mar Mediterráneo en Francia, con la mala suerte de que más del 30 por ciento de los asistentes contrajo coronavirus.

Según trascendió este martes, ya son 145 los enfermos con Covid-19 y Pierre Ricordeau, director general de la autoridad sanitaria, reconoció que el distanciamiento social probablemente no fue lo suficientemente respetado.

Hay infecciones en todas partes, incluso entre personas que no son libertinas. El mensaje es el mismo para todos: usen una mascarilla, lávense las manos y practiquen el distanciamiento social, sea o no libertino”, señaló el funcionario.

La “villa naturista” es una comunidad apartada en la que se permite estar sin ropa a toda hora. Cuenta con clubes swinger y saunas, y también posee bares nocturnos eróticos que tienen escondites para que las parejas tengan intimidad.