Así lo decidió este jueves el gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires al considerar que el uso de “todes”, “nosotrxs” y otras expresiones son nocivas para la comprensión lectora.

El Gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires prohibió desde este jueves el uso de palabras del denominado lenguaje inclusivo por considerar que afecta el aprendizaje.

La medida rige para los tres niveles educativos que están bajo la órbita de la administración de esa ciudad y está fundamentada en estudios que aseguran que disminuye notoriamente la comprensión lectora y con ello la asimilación de aprendizajes.

“Establézcase que en el ejercicio de sus funciones, los docentes deberán desarrollar las actividades de enseñanza y realizar las comunicaciones institucionales de conformidad con las reglas del idioma español, sus normas gramaticales y los lineamientos oficiales para su enseñanza”, establece la normativa que fue girada a todos los establecimientos educativos de la Ciudad Autónoma.

Lo que se prohíbe es el uso de todas las expresiones con la “e”, la “x” y el “@” tanto en contenidos orales que se dan en el aula como en textos y carteles de anuncios.