El 10 de julio de 1986, el Diego se puso la casaca pirata para un partido amistoso. La historia de ese día.

Habían pasado once días del título mundial en México cuando Diego Armando Maradona jugó para Belgrano de Córdoba en el Estadio Córdoba (hoy llamado Mario Alberto Kempes).

Aquel 10 de julio de 1986 quedó grabado a fuego en la historia del fútbol cordobés cuando Diego Armando Maradona, vistió la casaca pirata en un partido amistoso contra Velez en el estadio mundialista cordobés. 

Esa noche ante más de 20 mil personas, las luces del estadio se apagaron completamente cuando el mejor futbolista del mundo ingresó al campo de juego.

El partido, era a beneficio del Patronato de la Infancia.

Cabe destacar que en el Fortín jugó otro campeón del mundo: el cordobés José Luis Cucciufo. El encuentro terminó igualado 1 a 1, y Maradona no pudo convertir, de hecho estrelló un penal en el palo.

En este 2020, Maradona recordó con cariño aquel partido a 34 años de su realización con un posteo en sus redes sociales:

 

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por Diego Maradona (@maradona)